¿Qué son las Constelaciones Familiares?

En muchas ocasiones hablamos de las Constelaciones Familiares como un método terapéutico, pero realmente van mucho  más allá de un simple método.

Nos aportan una filosofía que, fundamentada metodológicamente en la observación fenomenológica, contiene y explica las leyes que gobiernan los sistemas familiares, la importancia del sistema por encima del propio individuo y nos ofrecen un acercamiento al Amor del Espíritu, a la Vida y la Muerte.

Nos hacen comprender cómo los seres humanos formamos parte de ese Algo Más Grande,  del Alma Universal, que nos une y conecta, nos hacen entender que todos formamos parte de lo mismo.

Y aportan un punto de inflexión donde los opuestos pueden reconciliarse, mirarse, reconocerse y fundirse en un Centro que los une y trasciende.

Si tomamos las Constelaciones solo como un método terapéutico, realmente ofrecen un instrumento sencillo que, desde una intervención breve, sirve para ayudar al consultante a encontrar su lugar, su sitio, su lugar de fuerza, su lugar en el mundo.

Y le ayuda a desactivar o liberar cargas tomadas desde la concepción, que realmente corresponden a memorias familiares o ancestrales. A soltar las emociones y sentimientos relacionados con exclusión, con dolor, con pérdida, con duelos no resueltos, las memorias que están determinando su modo de ver el mundo, su modo de reaccionar ante las circunstancias de su vida, determinando e influyendo en sus creencias, miedos, en su relación con el dinero, su inclinación profesional, pareja, salud, si puede y quiere o no tener hijos…

Con las Constelaciones Familiares  accedemos a las memorias y vínculos con ancestros de los cuales no es necesario que tengamos ninguna información previa.

¿Cómo se realizan las Constelaciones Familiares?

Se realizan partiendo siempre de un motivo de consulta sobre el que centrar la intervención y que  suele estar relacionado con salud, dinero, relaciones familiares, de pareja, profesionales, conductas repetitivas, abusos, maltrato, sensación de vivir doble vida, ideas obsesivas…

Podemos realizar las Constelaciones Familiares en sesiones individuales o en sesiones en grupo.

Constelaciones Familiares en sesión individual

Una Constelación Individual es tan efectiva como la realizada en el seno de un grupo.

Si se realizan en sesión individual, interactúan a solas el terapeuta y el consultante en un marco de total intimidad y resonancia conjunta.

El consultante dispone de mucho más tiempo en exclusividad al realizar su consulta y muchas más explicaciones e interacción del terapeuta sobre su asunto  o problema.

En este espacio terapéutico se utilizan muñecos y otros objetos de representación, anclajes, visualización, imágenes internas que ayudan a conectar con la dinámica familiar o la percepción interna, inconsciente o no, que tiene la persona sobre su motivo de consulta o problema.

Constelaciones Familiares en grupo

Los miembros del grupo se sientan en sillas o cojines en el suelo formando un círculo, dejando un espacio en el centro en el que se va a desarrollar la Constelación.

La persona que desea “constelar” para liberarse de una dificultad, bloqueo, enfermedad o problema, se sienta a lado, a la derecha del terapeuta o “constelador” y la expone brevemente ante el grupo.

El terapeuta,  le pide entonces que elija entre las personas que componen el grupo, a alguien que va a hacer de representante para él, y alguien que va a hacer de representante para algún miembro de su familia o algún concepto o aspecto relacionado con su problema y pide a esas personas que se coloquen, en el espacio dentro del círculo formado por los miembros del grupo.

A partir de ese momento los representantes sólo atienden a sus sensaciones, y la dinámica interna de la familia o los asuntos relacionados con el problema planteado, pueden observarse a través de los desplazamientos y sensaciones que manifiestan los representantes, que no deben hablar entre ellos ni realizar ningún movimiento voluntario, solo dejarse “mover o guiar” por la energía del campo morfogenético que actúa en ese momento.

Entonces el terapeuta dirige algunos movimientos o puede indicar algunas frases que debe decir internamente el consultante, con la intención de ir restaurando paso a paso las leyes que rigen los sistemas  y que no se estaban respetando o hasta conseguir liberar la energía bloqueada de la persona, de su sistema familiar o del asunto o aspectos del problema con los que se está trabajando.

Si quieres solicitar una cita, llámanos a  912109148620470302 – 699967459 ó escríbenos.